El Sindicato de Trabajadores Municipales de la ciudad de Río Cuarto realizó ayer una reunión informativa sobre el estado de situación financiera, edilicia, y análisis salarial, de la que participaron más de 200 trabajadores municipales. 

En la oportunidad, el nuevo Consejo Directivo del Sindicato informó el estado en el que recibieron la institución. Sobre la situación financiera, el sindicato tiene una deuda provisoria de $12.643.021,24. También se refirieron al estado general edilicio, y expresaron que tiene una situación compleja, que se reitera en la sede sindical, en el hotel del chacay y en el panteón municipal.

“Lo que hicimos fue transparentar una situaciòn, más que nada, para que los compañeros afiliados y afiliadas sobretodo supieran desde el punto de partida desde el cual financiera y ediliciamente partimos desde el sindicato; esto hay que abordarlo de manera paciente, resolviendo cada uno de los problemas que tenemos”, dijo la Secretaria General, Jorgelina Fernández.

Según datos aportados por el Sindicato, la deuda está conformada por:

  • EMOS SEDE: $ 1.200.688,71
  • INMOBILIARIO (sede y terreno): $ 360.498,88
  • RENTA SEDE Y TERRENO: $ 249.650
  • AFIP: $ 7.000.000
  • EPEC SEDE (10 boletas): $ 164.4459,53
  • LUZ HOTEL CHACAY: $ 74.000
  • UTEDYC Y OSPEDYC $ 2.200.931,01
  • FINRIO: 5 CAUSAS $ 1.082.793,11
  • MAQUIN $ 310.000

Asimismo Fernández indicó que “Fue poner en evidencia algo que nosotros sospechábamos, no de tal magnitud, y vamos a avanzar en la realización de una auditoría de parte de la Universidad Nacional de Río Cuarto, la cual pueda exponer fehacientemente la situación, y a partir de ahí, a través de una asamblea con todos los compañeros, decidir que pasos a seguir, si seguimos adelante con alguna búsqueda de responsabilidad legal o penal, lo que corresponda, o decidimos no dar esa batalla y seguir adelante, pero es una decisión que vamos a tomar entre todos”. 

Fernández además explicó que por ahora han podido detectar una importante deuda a partir del seguimiento de documentación que es pública y a la cual pudieron acceder, pero todavía no saben en profundidad cuál es la situación definitiva hasta que no se realice una auditoría completa.

También se refirieron al estado general edilicio, y expresaron que tiene una situación compleja, ya que no cuenta con accesibilidad, hay filtraciones de humedad, cañerías rotas y en mal estado, hay una falta mantenimiento general, problemas eléctricos y roturas en techos. Esta situación se repite en la sede sindical, en el hotel del chacay y en el panteón municipal.

“Es nuestra responsabilidad también poner esto sobre la mesa, y discutir para que no vuelva a ocurrir, las conducciones dentro del sindicato son meros inquilinos y administradores del dinero de los afiliados, así es como nosotros lo concebimos y cómo queremos hacerlo”, comentó Fernández. 

En relación a la mesa de análisis salarial, el Consejo Directivo informó la necesidad de una recomposición salarial, aumento en función de la inflación, aumento de las asignaciones familiares.

“Asumimos un fuerte compromiso en solicitar al Ejecutivo Municipal trabajar en conjunto para la modificación del estatuto del empleado municipal, escala salarial, modificación del organigrama vigente y llamado a concurso”, expresó la Secretaria General.