Río Cuarto. A través de un comunicado, la Cámara de Industriales presentó propuestas y necesidades ante la AFIP respecto de la reducción de la actividad de Pymes.

A continuación el comunicado:

Las PYMEs metalúrgicas y metalmecánicas se enfrentan a una drástica reducción de la actividad como bien lo representa el Observatorio de la Actividad Metalúrgica de la CIMCC (Cámara de Industriales Metalúrgicos y Componentes de Córdoba) correspondiente al mes de Julio. Esta situación nos lo han manifestado en diferentes instancias nuestros asociados. 

Este contexto ha llevado al deterioro de la cadena de pagos frente a clientes/proveedores, vuelve común que las PYMEs terminen incurriendo en un complejo endeudamiento impositiva/previsional, se han incrementado notablemente el uso de los acuerdos de descubierto y descuento de cheques con los bancos teniendo que afrontar tasas de interés usurarias, ha crecido de manera exponencial el nivel de deuda frente a los distintos organismos de recaudación, se están sufriendo embargos en las cuentas corrientes de las empresa por parte de AFIP con un comportamiento avaro de cobro de honorarios por parte de sus agentes fiscales, aparece un limitado acceso a planes de facilidades de pago en relación al sistema de perfil de riesgo que se le atribuye a cada contribuyente o en su defecto a la caducidad de los planes vigentes por falta de pago de las cuotas, no teniendo la posibilidad de solicitar nuevos planes. En conclusión, la situación por la que están atravesando las empresas en general, y las de nuestro sector en particular, es muy complicada. 

La Cámara de Industriales Metalúrgicos de Río Cuarto, que abarca al sector metalúrgico/metalmecánico, entre sus asociados hay más de 100 empresas de Río Cuarto y zona. Estas empresas generan más de 900 puestos de empleo directo, y otros tantos puestos más de manera indirecta (ferreterías, corralones, acerías, transporte, etc.). En su mayoría son empresas de larga trayectoria y con un fuerte arraigo. 

Esta situación del sector productivo industrial en el contexto económico actual genera incertidumbre sobre la posibilidad del sostenimiento del empleo y la continuidad de las propias empresas. Ante esta situación y reconociendo el esfuerzo fiscal que viene realizando el estado nacional como provincial en reducir el déficit, solicitamos que se tenga especial atención el cuidado de las PyMES como motores de nuestra economía. 

Solicitamos por lo tanto se tenga a bien instrumentar los canales de diálogo para contemplar las siguientes propuestas y necesidades: 

1. El establecimiento de un canal de diálogo permanente con el objeto de dar curso a consultas puntuales de nuestros asociados ante la difícil situación por la que están atravesando sus empresas. 

2. Reducción de los intereses resarcitorios y/o punitorios ante el atraso o incumplimiento de las obligaciones fiscales. 

3. Freno de los embargos abusivos de las cuentas bancarias por parte de AFIP, al menos por 90 días. 

4. Reducción o eliminación del ingreso de los Anticipo del Impuesto a las Ganancias sobre las cuotas restantes, atento a la caída de la actividad.  

5. Considerar la ampliación en la cantidad de planes de pago a tasas de interés razonable, a los que puedan acceder las PyMES. “.